¿Qué son las cuentas de crédito? Características y ventajas

Cuentas de crédito
Cuentas de crédito

Si eres empresario o autónomo, las cuentas de crédito te permiten gozar del dinero necesario para hacer frente a los pagos e imprevistos que puedan surgir. Descubre una pequeña selección de las disponibles, así como toda la información sobre sus características, intereses que se aplican y ventajas.


Comparador de cuentas bancarias
Cuentas de crédito 2020
Nombre de la cuenta
Características
Más información
Cuenta crédito online BBVA
Cuenta crédito online de BBVA
  • Puedes solicitar desde 3.000 hasta 25.000 euros al año
  • Sin necesidad de presentar justificantes de pago
  • Contratación 100% online
  • Sin necesidad de firmar ante notario
  • Comisiones: de disponibilidad, de apertura y de cancelación anticipada
Más información
Cuenta Crédito 123 del Santander
Cuenta Crédito Profesional 123 del Banco Santander
  • Solo se pagan intereses por el capital dispuesto
  • Plazo de amortización: 12 meses
  • Interés nominal actual: 3,75% (TAE 5,13%)*
  • Comisión de apertura: 1,25%
Más información
Cuenta de crédito Bankia
Cuenta de crédito Bankia
  • Plazo de amortización: 12 meses renovables
  • Anticipo de devolución del IRPF
  • Capital en función de las necesidades de la empresa
Más información

El tipo de interés de la cuenta crédito Profesional 123 del Banco Santander se ha calculado tomando como modelo un crédito de 12.000 euros a liquidar en 12 meses.

¿Qué es una cuenta de crédito?

Una cuenta de crédito es un tipo de cuenta bancaria mediante la cual una empresa o un autónomo recibe una cantidad de dinero, previamente pactada con el banco escogido, para hacer frente a los pagos derivados de las actividades comerciales.

El fin último de la misma es que el cliente resuelva sus problemas de liquidez más inmediatos o pueda solventar rápida y eficazmente cualquier imprevisto económico que ponga en peligro la estructura financiera de la empresa.

  • Funcionamiento de la cuenta de crédito
  • La empresa y el banco fijan un importe de dinero que se le va a conceder al primero
  • El cliente tiene que ir devolviendo ese importe en los plazos estipulados, que por lo general van desde los seis meses hasta el año

Este tipo de cuenta no se aleja mucho de una cuenta corriente, siempre que se mantenga un saldo positivo. Con la misma se pueden hacer transferencias y domiciliar los recibos o ingresos, entre otras operaciones habituales.

Intereses y comisiones de las cuentas de crédito

Las cuentas de crédito llevan asociados distintos tipos de intereses. Son los siguientes:

  • Intereses deudores: son los que se aplican por el empleo del dinero prestado por el banco en función del tiempo de disposición
  • Intereses acreedores: son los que se aplican en caso de que la cuenta tenga un saldo positivo. En otras palabras, es lo que tendrás que abonar si empleas más dinero del límite pactado

Sumado a ello, las cuentas de crédito también llevan asociadas unas comisiones que en algunas ocasiones suelen ser elevadas:

  • Comisión de apertura: suele estar en torno al 0,25-2% del límite máximo concedido
  • Comisión de disponibilidad: es el porcentaje que se aplica a la cantidad de dinero que puedes disponer a la hora de liquidar intereses. Dicho de otro modo, es lo que te cobran porque ese importe solicitado sea exclusivamente tuyo durante un tiempo. Normalmente, esta comisión no suele superar el 0,1%

En sus cuentas de crédito, algunas entidades bancarias también aplican una comisión por el saldo excedido.

¿Cómo abrir una cuenta de crédito?

Para abrir una cuenta de crédito, lo primero es mandar una solicitud al banco, aportando los datos que requieran para aceptar o no dicha petición.

Si por ejemplo quieres abrir la cuenta de crédito online de BBVA, estos son los pasos a seguir:

 Accede a https://www.bbva.es/empresas/productos/financiacion/cuenta-credito-online.html

 Clica en el botón ‘Solicitar’

 Indica si eres empresa o autónomo

Una vez hecho esto, si ya eres usuario te pedirán que accedas al área de clientes (BBVA NetCash, en este caso). En caso de que no, pincha en ‘Más información’.

 Rellena el formulario de registro

Dependiendo de si eres empresario o autónomo, tendrás que aportar unos datos u otros:

Formulario para abrir una cuenta de crédito- Empresario
Formulario para abrir una cuenta de crédito- Autónomo
  • Finalidad del préstamo: tesorería, compra de existencias, otros
  • Importe del préstamo
  • Plazo
  • Datos de la empresa: razón social, CIF, persona de contacto y facturación
  • Datos de contacto: e-mail, provincia, localidad y código postal
  • Finalidad del préstamo: tesorería, compra de existencias, otros
  • Importe del préstamo
  • Plazo
  • Datos personales: Nombre, primer y segundo apellido, NIF o Tarjeta de Residente
  • Datos de contacto: e-mail, provincia, localidad y código postal

 Formalización de la cuenta

Finalmente, la cuenta de crédito tiene que quedar recogida en un documento mercantil denominado ‘póliza de crédito’.

Ventajas de una cuenta de crédito

Como ya hemos adelantado, una cuenta de crédito reporta grandes ventajas en lo que respecta a la estabilidad económica de la empresa. Gastos imprevistos como puede ser una reforma urgente se pueden solventar gracias al dinero que aporta la entidad bancaria, pero también es muy útil para:

  • Olvidarse de los impagos a los trabajadores
  • Decir adiós a las deudas con los proveedores: de esta manera se evitan los impagos si se tienen problemas puntuales de liquidez
  • Operativa básica: no hay que olvidar que es muy similar a una cuenta corriente. Está pensada para que se puedan gestionar los gastos diarios de la empresa
  • Flexibilidad en cuanto a los intereses y los plazos de liquidación

Preguntas frecuentes sobre las cuentas de crédito

¿En qué se diferencia una cuenta de crédito de un préstamo?

La principal diferencia entre un préstamo y una cuenta de crédito es el destino del dinero. Mientras que en el primer caso, se suele emplear para la compra de un bien, como puede ser un coche o una casa, en el seguro caso va a orientado más a cubrir gastos generales de la empresa.

Sumado a ello, con el préstamo se recibe el dinero de una sola vez; en una cuenta de crédito, no tiene por qué ser así.

¿Cuáles son las desventajas de una cuenta de crédito?

En primer lugar, una cuenta de crédito no es tan sencilla de abrir como una cuenta corriente habitual. Tienes que demostrar tener una solvencia económica lo suficientemente elevada como para hacer frente a los pagos, de ahí que empresas de nueva creación o que llevan varios años con números negativos tengan más dificultades o incluso se les niegue la apertura.

Además, es un tipo de cuenta no indicada para personas poco previsoras, dado que al aplicar una comisión de disponibilidad, te cobrarán un interés sólo porque ese dinero esté disponible únicamente para ti.

Actualizado el
 
Comparar cuentas
Comparar cuentas