¿Qué precio tiene el PVPC?

 

La fecha límite para renovar el bono social se ha ampliado hasta octubre de 2018. Si tienes dudas, llámanos al 91 076 66 27 o escríbenos a bonosocial@selectra.es.

Precio de la luz con PVPC y bono social

El PVPC es la tarifa de luz que permite beneficiarse del bono social eléctrico. Esta ayuda supone un descuento en la factura de la luz para los consumidores con una situación económica o familiar más complicada. Gracias al bono social, los consumidores vulnerables pagan menos en sus recibos a través de una reducción del precio del PVPC.


¿Qué es el PVPC?

El PVPC es la tarifa de luz del mercado regulado. La principal característica de esta tarifa es que es una tarifa de luz por horas, es decir, que aplica diferentes precios de la luz durante el día.

Esta tarifa existe desde 2014, cuando el Precio Voluntario al Pequeño Consumidor pasó a sustituir a la Tarifa de Último Recurso. Este cambio se produjo tras la modificación propuesta por el Gobierno para calcular el precio de la electricidad de forma diferente.

Para disfrutar del bono social es preciso tener contratado el PVPC, ya que esta ayuda sólo se aplica a los precios de la luz del mercado regulado.

La contratación del PVPC debe realizarse con una Comercializadora de Referencia, que son las que tienen la aprobación del Gobierno para operar dentro del mercado regulado eléctrico. Estas mismas son las encargadas de gestionar las solicitudes y la aplicación del bono social, por lo que si aún no tienes contratado el PVPC, puedes aprovechar y hacer ambos trámites a la vez.

Si tienes que hacer el cambio de tarifa de luz para pedir el bono social, debes ponerte en contacto con la Comercializadora de Referencia y, al contratar el PVPC, informarles de que quieres acogerte a esta ayuda. La compañía te dirá qué documentos debes aportar, aunque en este artículo sobre la documentación para pedir el bono social tienes la relación de todos los papeles que necesitarás.

Si tu tarifa de luz ya es PVPC y sólo tienes que pedir el bono social, entonces sólo deberás ponerte en contacto con la Comercializadora de Referencia para hacer tu solicitud del bono social.

Pedir el bono social sin PVPCSi no tienes contratado el PVPC, debes saber que puedes pedir el bono social sin haber contratado antes esta tarifa. Tener el PVPC es un requisito indispensable para beneficiarse del descuento de esta ayuda, pero realmente puedes solicitarla sin haberlo contratado aún. Simplemente debes marcar en el impreso de solicitud del bono social la casilla de consentimiento para que la compañía te haga un cambio de tarifa de luz si finalmente te conceden la ayuda. De esta forma, si por alguna razón tu solicitud es denegada, podrás seguir disfrutando de los precios y ventajas que tenga tu actual tarifa eléctrica.

Debido a los requisitos que hay que cumplir para ser considerada Comercializadora de Referencia por el Gobierno, hay muchas menos compañías de luz de este tipo que de libre mercado. Concretamente, a día de hoy hay ocho Comercializadoras de Referencia en España:

  1. Endesa Energía XXI
  2. Gas Natural S.U.R.
  3. Iberdrola Comercialización de Último Recurso
  4. Viesgo Comercializadora de Referencia
  5. EDP Comercializadora de Último Recurso
  6. CHC Comercializador de Referencia
  7. Teramelcor, en la región de Melilla
  8. Empresa de Alumbrado Eléctrico de Ceuta Comercialización de Referencia, en la región de Ceuta

Habitualmente, estas compañías no tienen oficinas comerciales propias, por lo que algunas utilizan las oficinas de atención al cliente de sus compañías de libre mercado, las que son más comunes para todos los usuarios. En otras ocasiones, sólo es posible contactar con las Comercializadoras de Referencia por vía telefónica.

Por esta razón, siempre es recomendable buscar información en su página web primero o, al menos, llamar por teléfono para consultar cuál es la mejor forma de hacer el contrato del PVPC y la solicitud del bono social en este caso.

¿Cuál es el precio del PVPC?

El Precio Voluntario al Pequeño Consumidor se caracteriza por tener un precio distinto de la luz a cada hora del día, el cual varía diariamente. De esta forma, el precio de la luz está en constante modificación.

Este precio se establece por el Gobierno a través de Red Eléctrica de España según el coste de la energía en el mercado mayorista o pool. La intención del Ministerio de Energía con este nuevo procedimiento es ofrecer la luz al precio más barato posible. No obstante, este precio está sujeto a continuos cambios, ya que depende de muchísimos factores.

Al igual que con cualquier otra tarifa de luz, el PVPC establece un precio para la potencia contratada y otro para la luz que consumimos en casa. Además, esta tarifa puede ser contratada con la modalidad de discriminación horaria, que permite disfrutar de un precio más bajo de la luz durante determinadas horas del día.

Ten en cuenta que si contratas la discriminación horaria, a diferencia de las tarifas de luz del mercado libre, el PVPC seguirá marcando un precio distinto de la luz a cada hora. Simplemente el precio durante las horas punta (las más caras) tendrá un recargo que compensará el reducido precio de las horas valle (las más baratas).

Para disfrutar del PVPC es preciso contar con un contador digital de luz que sea capaz de registrar el consumo de electricidad a cada hora del día; sólo de esta forma la compañía podrá cobrar el importe correcto por la cantidad de gasto energético efectuada en cada momento.

En la siguiente tabla reflejamos cuál es el precio del PVPC durante 2017. El precio por el kWh de luz está situado como referencia, ya que se ha calculado un precio medio de todos los que hay durante el día.

Precios PVPC 2017
Potencia contratada Término de potencia (€/año) Término de consumo (€/kWh)
3.45 kW   €/año   €/kWh
4.60 kW   €/año   €/kWh
5.75 kW   €/año   €/kWh
6.90 kW   €/año   €/kWh
8.05 kW   €/año   €/kWh
9.20 kW   €/año   €/kWh

El término de potencia es la parte fija de la factura de luz, que se paga por la potencia contratada. El término de consumo hace referencia al precio que se paga por cada kWh de luz consumido.

En caso de que aún no tengas instalado un contador digital de luz, simplemente se te aplicará un precio medio de la luz a tu consumo. Es lo que se conoce como Precio Medio Ponderado o PMP. El término de potencia quedará igual, porque no está influido por el tipo de contador. Sin embargo, como los contadores analógicos no pueden distinguir la cantidad de energía que se consume cada hora, se aplica una media de todos los precios de la luz al consumo total que hayas hecho.

Si no sabes qué tipo de contador eléctrico tienes instalado, puedes comprobarlo de las siguientes formas:

  1. Llamando a la distribuidora eléctrica de tu zona, que es la encargada de hacer el cambio de contadores analógicos a digitales en toda España antes de que termine 2018.
  2. Consultando el apartado 'Datos del Contrato' de tu factura de la luz. En este epígrafe debe aparecer el concepto 'Tipo de contador', donde se refleja el tipo de aparato que tienes instalado en tu vivienda.

La tarifa PMP es una solución provisional ya que, como comentamos, todos los contadores de luz deben ser inteligentes antes de que finalice 2018. Así, todos los consumidores que lo deseen podrán disfrutar del PVPC y de tarifas con discriminación horaria.

Por lo tanto, puedes pedir el bono social sin un contador digital de luz, pero hasta que te hagan el cambio de contador el descuento se aplicará sobre el precio del PMP.

Descuento del bono social de luz

La ayuda del bono social implica un descuento en la factura de la luz de un 25% o un 40%, según el tipo de consideración como consumidor vulnerable que tenga el cliente.

El descuento del bono social se aplica en el total de la factura sin contar los impuestos. Es decir, se aplica sobre el término de potencia y el término de consumo. Para facilidad del cliente, las Comercializadoras de Referencia muestran el descuento realizado en el resumen de la factura de la luz, de forma que se vea claramente cuánto se ha reducido cada uno de los conceptos del recibo.

La nueva normativa del bono social incluye una limitación a la aplicación del descuento en la parte del recibo que afecta al gasto energético. Los límites de consumo del bono social suponen que sólo la parte de la factura de la luz que esté dentro de un rango determinado de kWh anuales será la que se beneficie de la reducción.

Cada tipo de familia tiene un límite diferente, según el número de miembros y de si hay menores o no en casa. Estos no suponen que no se pueda consumir más luz por parte de las familias, sino que lo que se gaste por encima del máximo será facturado al precio normal del PVPC sin descuento.

En esta tabla vamos a ver cuál sería el ahorro anual fijo que tendrían las familias con el bono social gracias al descuento en el término de potencia, que se aplica siempre, tanto para quienes tienen una reducción del 25% como para quienes se benefician del 40% de descuento.

Precio de la potencia con bono social para 2017
Potencia contratada Precio PVPC por la potencia (€/año) Precio con bono social
Descuento 25% Descuento 40%
3.45 kW   €/año 108,71 €/año 86,96 €/año
4.60 kW   €/año 144,94 €/año 115,95 €/año
5.75 kW   €/año 181,18 €/año 144,94 €/año
6.90 kW   €/año 217,41 €/año 173,93 €/año
8.05 kW   €/año 253,64 €/año 202,92 €/año
9.20 kW   €/año 289,88 €/año 231,90 €/año

Como ya hemos comentado, el descuento en la parte del consumo está supeditado a la cantidad de electricidad que haya gastado la familia. En este artículo sobre el descuento del bono social puedes ver distintas tablas en las que aplicamos la reducción de la ayuda para que te hagas una idea de cómo sería tu factura de luz final.

El descuento del bono social depende de la clase de consumidor vulnerable que se te aplique según tus condiciones de renta y tu situación familiar. Los requisitos que hay que cumplir en cada caso se calculan a través del IPREM, que es el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples.

En este artículo sobre los beneficiarios del bono social puedes encontrar toda la información en cuanto a las condiciones que debes reunir para ser considerado consumidor vulnerable, consumidor vulnerable severo o consumidor vulnerable severo en riesgo de exclusión social.