Cuota Fija de Iberdrola cada mes y regularización a final de año

La Cuota Fija de Iberdrola es una modalidad de pago que te permite abonar todos los meses el mismo importe en tu factura, refacturando pasados 12 meses.


¿Qué es la Cuota Fija de Iberdrola?

La Cuota Fija es un servicio gratuito que permite a los clientes de Iberdrola pagar el mismo importe todos los meses y regularizar a final de año. Todos los usuarios que tengan contratada alguna de las tarifas de Iberdrola pueden acogerse a este servicio.

No debemos confundir la modalidad de pago de cuota fija con una tarifa plana. En función de la tarifa contratada y del histórico de consumo energético de los últimos 12 meses, Iberdrola establece un precio fijo mensual sin sobrecostes, todos los meses pagarás lo mismo en tu factura de luz o gas.

Aunque estés pagando un precio fijo cada mes debes tener en cuenta que en tus facturas aparecerá el importe real que te tocaría pagar en cada periodo de facturación.

¿Qué condiciones tiene la Cuota Fija de Iberdrola?

A la hora de acogerse a esta modalidad de pago debes tener en cuenta que existen una serie de condiciones que se deben cumplir:

 El pago con la Cuota Fija siempre será mensual.

 El pago debe realizarse mediante domiciliación bancaria y la persona que figura como titular del contrato de luz o gas debe ser el mismo que el titular de la cuenta bancaria.

 Si eres cliente de Iberdrola y tienes alguna factura pendiente de pago no podrás acogerte a esta modalidad. Todas tus facturas deben estar al corriente de pago.

 Transcurridos los 6 primeros meses, Iberdrola puede modificar la Cuota en función del consumo generado y recomendar un precio diferente al fijado inicialmente para que a final de año no haya grandes desajustes en las cuentas.

¿Qué ventajas tiene la Cuota Fija de Iberdrola?

La Cuota Fija de Iberdrola puede interesar sobre todo a consumidores que durante algunos meses tengan picos importantes de consumo y no quieran notar esa diferencia económica en plazos puntuales. Otras de las ventajas de esta tarifa son:

  • Es un servicio gratuito, no tendrás que pagar nada por acogerte a la Cuota Fija.
  • Iberdrola analiza tu consumo de los 12 meses anteriores y fija un precio en base a este.
  • Puedes elegir el día exacto en el que quieres que te cobren el importe.
  • Se trata de una Cuota sin servicios adicionales, únicamente pagarás el importe fijado por Iberdrola.
  • En tus facturas te indicarán el importe real que tendrías que pagar.
  • No tiene límites de consumo.
  • Este es un servicio que no mantiene permanencia, por lo que puedes cambiar la modalidad de pago siempre que quieras.
  • En el momento de la regularización, en el caso de que te toque pagar la diferencia, puedes elegir si abonarla en un único pago o pagos faccionados.

¿Cómo calcula Iberdrola el precio de mi Cuota Fija?

Para calcular el importe fijo que cada cliente tendrá que pagar mensualmente al acogerse a esta modalidad de pago, Iberdrola accede al histórico de consumo eléctrico o de gas natural y en función de los gastos generados durante los últimos 12 meses y la potencia eléctrica contratada, calcula un importe fijo para todos los meses.

¿Cuándo se hace la regularización de las facturas?

Este importe fijo será el mismo para los próximos 12 meses, una vez transcurridos, Iberdrola regulariza el importe facturado hasta entonces con el importe real, en función del consumo exacto generado durante todo ese periodo.

Puede ocurrir que tanscurridos los 6 primeros meses, Iberdrola vuelva a analizar el consumo generado durante ese periodo para comprobar si la Cuota Fija establecida sigue siendo la mejor. Tras el análisis, Iberdrola puede proponer al cliente una subida o bajada de la cuota para evitar grandes desajustes económicos a la hora de regularizar.

¿Qué opinan los clientes de Iberdrola que están acogidos a la Cuota Fija?

Conocer la opinión de los clientes de Iberdrola que ya han dado de alta este servicio puede ayudar a otros usuarios a la hora de tomar la decisión para acogerse a la Cuota Fija. A continuación puedes consultar las opiniones de varios clientes que ya tienen la Cuota Fija:

"No es una tarifa plana, al final pagas lo que consumes, engaña un poco porque te crees que puedes tener todo el tiempo la estufa en invierno y el aire en verano... pero a final de año te tocará pagar".

JorgeFuente: Forocoches

"No existen ningún tipo de truco ni perjuicio por acogerte a la cuota fija, solo la comodidad de saber que cada mes pagarás lo mismo, independientemente del importe de la factura".

OlgaFuente: Rankia

"Cuota fija es pagar todos los meses lo mismo y ya está. Esto es pagar a plazos y meterte el palo al final de golpe".

MarcanoFuente: Rankia

¿Qué tengo que hacer para darme de alta en la Cuota Fija de Iberdrola?

Todos los clientes que quieran solicitar esta modalidad de pago pueden hacerlo a través del teléfono de Iberdrola o de alguno de los siguientes canales:

Alta Cuota Fija Iberdrola
Canal Contacto
Teléfono Cuota Fija 900 110 011
Puntos de atención Localizar

Otros datos de interés

¿Es la Cuota Fija de Iberdrola una tarifa Plana?

La Cuota Fija de Iberdrola no es una tarifa plana, sino un servicio que ofrece la compañía para que sus clientes puedan pagar lo mismo todos los meses y una vez pasados 12 meses ajustar el precio pagado con el precio real. Este servicio tampoco establece ningún límite de consumo al contrario que las tarifas planas.

Algunas tarifas del mercado se definen como tarifas planas, aunque puedes consultar en las condiciones del contrato si realmente se trata de una tarifa plana, con la que pagas todos los meses el mismo importe sin ajustar cuentas a final de año, o tiene regularización.

¿Puede Iberdrola cancelarme la Cuota Fija?

Los siguientes motivos pueden conllevar a que Iberdrola cancele la Cuota Fija del cliente y entonces pasará a cobrar cada mes el importe exacto que aparece en su factura.

¿Qué ocurre si al refacturar mi consumo es superior al abonado?

A la hora de regularizar el importe se pueden dar las siguientes situaciones:

 En el caso de que la compañía nos haya cobrado de más, el último mes tendremos que pagar menos o nada y si la diferencia supera el importe de la cuota, nos ingresan la diferencia en nuestra cuenta.

 Si se da el caso de que hemos pagado de menos, el cliente deberá pagar la diferencia. Iberdrola permite el pago fraccionado siempre que se haya superado en un 150% el consumo estimado. Si la diferencia es menor al 150% se deberá abonar la cantidad en un pago único.

Otros enlaces de interés

Actualizado el
 
 
91 076 66 35
Te Llamamos