¿Cómo dar de baja el seguro de Pelayo? Teléfono, correo, Fax

Dar de baja seguro Pelayo
No renovar póliza Pelayo

Hay varios elementos fundamentales que el interesado debe tener presente en el momento de dar de baja un póliza: Cuándo se debe hacer, cómo y otras implicaciones que debe tener en cuenta para ahorrarse tiempo y porblemas. Por ello en esta guía te explicamos como no renovar la póliza con Pelayo.



¿Cómo no renovar la póliza con Seguros Pelayo?

Más allá de que debe hacerse dentro de un tiempo específico, el proceso para tramitar la baja del seguro Pelayo no tiene ninguna complicación.

Para ello, el asegurado deberá realizar los siguientes pasos, y así asegurarse de que no le cobren la póliza por comunicarlo fuera de tiempo, o por un procedimiento incorrecto.

Redactar un escrito comunicando la intencionalidad

Lo primero que tiene que hacer el asegurado, es redactar un escrito expresando su intención de no renovar la póliza de seguros. Este requisito es indispensable, evitando así confusiones y suplantaciones de identidad.

En el escrito, que no debe ser muy largo, debe poder leerse de forma muy clara y directa que no quiere continuar con Pelayo. Para ello deberá incluir la información de:

  • La compañía de seguros a la que va dirigida, en este caso, Pelayo.
  • El lugar y la fecha donde se realiza el escrito.
  • Datos del seguro contratado, como el número de la póliza con seguros Pelayo.
  • El asunto exacto de ese escrito: dar de baja o la no renovación de la póliza.
  • Un texto claro y directo donde se indique la intencionalidad, haciendo hincapié en que el escrito sirve como cumplimiento al requerimiento de la comunicación dentro del marco temporal.
  • Añadir el nombre y la firma del asegurado.
  • Adjuntar al escrito una copia del DNI del asegurado.

Enviar el escrito a la aseguradora

  • El cliente podrá enviar el escrito a través de correo postal, burofax o dirigirse a una de las oficinas de Pelayo que conozca. Allí, los profesionales le ayudarán a gestionarla de forma rápida y eficaz.
  • Otra opción que ofrecen es hacerlo por vía telefónica. En este caso, el asegurado no necesitará realizar un escrito, ya que la llamada será grabada. De todas maneras, siempre es mejor tener algo físico en lo que sostenerse.
  • En algunas de las pólizas también se podrá realizar el trámite por internet, a través de la oficina online que dispone Seguros Pelayo.
Métodos para no renovar la póliza con Pelayo
Teléfono
91 520 05 61
Fax
915 920 237
Oficina presencial
Localiza tu oficina
Ärea de clientes
Pelayo clientes
Correo Postal
Pelayo Mutua de Seguros y Reaseguros, C/ Santa Engracia 67-69. 28010 Madrid

Cancelar la domiciliación bancaria

Una vez comunicada la baja de la póliza, el interesado deberá asegurarse de que la compañía no le cobre de forma automática la renovación.

Para ello deberá dirigirse a su caja o banco, y pedir que los recibos de Pelayo no se los cobren. El asegurado no debe devolver ningún recibo a la aseguradora. En el caso de que crea que es erróneo, deberá comunicarse con Pelayo.

Este proceso también podrá realizarlo por internet si tiene el servicio de banca online apropiado.

Recibir un mensaje comprobante de la baja

Por último la compañía aseguradora debe notificar que el cliente está dado de baja de la póliza.

Para la tranquilidad del asegurado, y en caso de haber un problema futuro con la baja de la póliza, tener un elemento en el que sostenerse a nivel jurídico, haciendo referencia a que la aseguradora sabía de la intencionalidad, puede ayudar.

Si se ha aportado un número de teléfono, es probable que el cliente reciba un mensaje indicando la baja del seguro.

¿Cuándo darse de baja de Seguros Pelayo?

Si lo que quiere es no renovar la póliza Pelayo, debe enviar su intención por escrito 30 días antes de la fecha de renovación automática.

Muchas veces es la otra compañía aseguradora a la que el interesado quiere apuntarse la que podrá gestionar la baja. En cualquier caso, es importante que se realice en el marco temporal adecuado, para que el asegurado no se lleve ninguna sorpresa.

En el caso de que el seguro esté vinculado a un producto financiero, como una hipoteca o un préstamo bancario, deberá ser notificado con 60 días de antelación. Además de obtener el consentimiento expreso del banco.

Aspectos a tener en cuenta antes de dar de baja el seguro con Pelayo

Más allá del cuándo y el cómo, puede que surjan una serie de cuestiones relacionadas con darse de baja del seguro Pelayo. Para que no quepan más dudas, trataremos de responder a algunas de las más comunes.

Si se vende el coche o la casa asegurada, ¿se puede traspasar también el seguro al nuevo propietario?

Sí, es una opción que se puede tener en cuenta en vez de hacer la baja de forma directa. En todo caso, la compañía aseguradora se encargará de calcular de nuevo el perfil de riesgo del nuevo propietario y le ofrecerá un precio adecuado.

De esta manera Pelayo ya tiene mucha información del hogar o vehículo, y podrá adaptarse mejor.

Por otro lado, si el anterior asegurado no quiere complicarse con ello, se puede dar de baja de la póliza y que el nuevo propietario haga las gestiones que crea oportunas.

Si se ha contratado la póliza hace unos días, pero no se está convencido, ¿se puede tramitar la baja?

Como norma general, todas las compañías aseguradoras ofrecen 14 días naturales de gracia. Y Pelayo no es menos.

Dentro de este periodo temporal se puede enviar una carta o notificación, tal como se ha explicado antes, e informar sobre este desistimiento.

Es evidente que no cobrarán por la póliza ni nada relacionado, a no ser que se haya utilizado dentro de esos 14 días por alguna razón.

El pago del seguro es fraccionado, ¿qué ocurre?

La facilidad de pagar a plazos el seguro, y querer darte de baja antes de haber entregado el 100 % de la póliza, no exime al asegurado de pagar el resto de la anualidad.

La compañía puede ofrecer esta metodología, pero para darse de baja se debe abonar al completo la póliza de Seguros Pelayo.

Actualizado el