Uber integrará tecnología de conducción autónoma en sus bicicletas

bicicletas uber

En los últimos meses, Uber ha ido creciendo cada vez más y expandiéndose con la intención de centrar su negocio en otros mercados que no sean únicamente los VTC o vehículos con conductor.


A pesar de que la compañía lleva un tiempo desarrollando tecnología de conducción autónoma para los coches, a través de su nuevo departamento de micromovilidad robótica, ahora se han puesto en marcha para mejorar otros aspectos de sus servicios con el fin de implementarlos también en bicicletas y scooters.

Por ello, en sus planes a corto plazo, está cogiendo cada vez más fuerza el desarrollo de este tipo de tecnología para que se puedan utilizar en los vehículos de dos ruedas.

Un nuevo proyecto que se integrará dentro de Jump

MicroMobility Robotics es el nombre de este proyecto que se integrará dentro de la compañía Jump, una empresa que fue adquirida por Uber el pasado año que se dedica a gestionar vehículos eléctricos de dos ruedas.

Chris Anderson, director ejecutivo de 3D Robotics, ha confirmado el desarrollo de esta idea de Uber.

El equipo New Mobilities de Uber está explorando formas de mejorar la seguridad, la experiencia del conductor y la eficiencia operativa de nuestros scooters y bicicletas eléctricas compartidas mediante la aplicación de tecnologías de detección y robótica.

Jumps es un servicio que permite alquilar este tipo de vehículos a través de una aplicación para realizar viajes a través de la ciudad con cargos por minuto. Por ahora, Jumps no cuenta con un depósito en una zona de estacionamiento designada y, por este motivo, los usuarios pueden dejar las bicicletas en cualquier punto de la ciudad a la espera de que un operario se las lleve a un punto de recarga.

imagen bicicleta autonoma uber

Viajar de forma autónoma hasta su punto de recarga, el objetivo principal

Actualmente, los vehículos de dos ruedas de Jump cuentan con baterías intercambiables y además son capaz de realizar un autodiagnóstico de su estado. Para que los usuarios puedan acceder con facilidad a las bicicletas y estas estén completamente cargadas, Uber está desarrollando este tipo de tecnología que permitirá que los vehículos viajen de forma autónoma hacia el lugar donde se encuentre el punto de recarga y a la ubicación exacta de las personas que lo han alquilado.

A pesar de que esta idea a día de hoy suena descabellada, sobre todo teniendo en cuenta que han tenido lugar algunos accidentes provocados precisamente con vehículos autónomos, la compañía californiana quiere seguir adelante con este proyecto.

Habrá que estar pendiente de todas las novedades relacionadas con Uber y tendremos que esperar un poco aún para conocer cuando esta idea verá la luz y, lo más importante, si será realmente viable.

Actualizado el
 
91 076 66 35
Te Llamamos