Una nueva ley podría poner fin a las aplicaciones preinstaladas en los teléfonos inteligentes

Aplicaciones preinstaladas

Tras recibir numerosas quejas por parte de los desarrolladores, las aplicaciones móviles preinstaladas están en el punto de mira de la Comisión Europea. Este problema se quiere solucionar a través de una Ley de Servicios Digitales destinada a regular las prácticas de las grandes empresas digitales, según ha informado el Financial Times.


¿Tendrán los días contados las apps preinstaladas?

La Unión Europea, a través de la Ley de Servicios Digitales (DSA), está elaborando un proyecto de ley que analiza las prácticas de los gigantes de la web, para poner fin a las aplicaciones preinstaladas de los teléfonos inteligentes. Según el Financial Times, este proyecto de ley abordaría la práctica, que se ha convertido en algo habitual entre la mayoría de los fabricantes, de preinstalar sus aplicaciones en determinados modelos de teléfonos inteligentes y ordenadores.

Estas aplicaciones, también conocidas como "bloatwares", son imposibles de desinstalar la mayoría de las veces. Para los usuarios esto puede convertirse en un problema, ya que, por lo general, la aplicación preinstalada puede ser desactivada pero no desinstalada. Por este motivo, el objetivo de la Comisión Europea sería prohibirlas a través de la Ley de Servicios Digitales que debería entrar en vigor en diciembre de 2020.

Aunque la desaparición de las aplicaciones preinstaladas puede no ser efectiva inmediatamente, la posibilidad de poder desinstalar estas aplicaciones instaladas por defecto sigue siendo la principal prioridad de la Comisión Europea.

La Unión Europea frente a GAFAM

El proyecto de ley europeo forma parte de una perspectiva más amplia que las simples aplicaciones preinstaladas. Su objetivo es reducir y controlar el poder de las principales plataformas web, concretamente las que forman GAFAM (Google, Apple, Facebook, Amazon y Microsoft).

La Ley de Servicios Digitales pretende así contar con una pieza legislativa adicional para apoyar esta lucha de las instituciones europeas contra las multinacionales estadounidenses de la web con las que ya ha tenido problemas en más de una ocasión, como afirma la empresa de noticias e información financiera, Bloomberg:

El servicio antimonopolio de la Comisión ya ha intentado abordar algunas de las cuestiones destacadas en el documento, incluso a través de varios casos contra Google. En 2017, multó al gigante de las búsquedas en internet por promocionar injustamente su propio servicio de compras en los resultados de búsqueda.

¿Será esta una victoria de los consumidores y de la Unión Europea contra GAFAM? Todavía no se ha decidido nada, ya que el texto permanece en forma de borrador y primero tendrá que ser aceptado por el Parlamento Europeo antes de ser aprobado.

Actualizado el
 
 
91 076 66 37
Te Llamamos